Bajio News
Image default
Mundo

Jimmy Humilde defiende el género del corrido tumbado ante el reguetón – El Sol del Bajío

“Sí, el mexicano resiste. Que construyan paredes y todo lo que quieran: nosotros vamos a cruzar ríos y todo lo que nos pongan”. Esa es la respuesta del productor musical Jimmy Humilde ante el posible regreso de Donald Trump a la Casa Blanca, pero también podría ser la postura de los mexicanos que hacen corridos tumbados, el género musical que arrasa en México y Estados Unidos con un puñado de artistas dispuestos a trastocar la tradición de la música regional mexicana.

Jimmy es más que un productor. Es dueño y cofundador de la disquera Rancho Humilde, que se abre paso entre la competida industria musical de Los Ángeles. Es, además, el padrino de una generación de jóvenes que ya no se identifica con las letras de Los Tigres del Norte o de Chalino Sánchez, aunque sí con su manera de tocar y sentir la vida. Las imágenes casi rurales del México del siglo XX ya no les resultan familiares. Sí, en cambio, las atmósferas urbanas donde la cultura del hip hop lo permea todo: la ropa, el lenguaje, el pensamiento, las aspiraciones…

Te puede interesar: Series épicas conquistan la TV; Saúl Arellano Montoro explica la fascinación de las historias

En el verano de 2020, los corridos tumbados alcanzaron una de sus primeras cumbres. Natanael Cano —un chico de 20 años que toca la guitarra y el bajo sexto con virtuosismo único— se convirtió en el tercer artista hispanoamericano más escuchado en Estados Unidos, sólo detrás de Bad Bunny y Ozuna, según datos de Nielsen Music. El primer cheque que cobró el adolescente sonorense lo usó para dos cosas: una casa para su madre y una camioneta para su padre. Después de todo, la realidad mexicana no ha cambiado. La manera de expresarla sí.

“Están sucediendo cosas muy interesantes (con esta nueva generación de músicos). Utilizan la guitarra de una manera en que jamás se había hecho, especialmente con estos chavos como Natanael, Junior H, o Fuerza Regida. Todos ellos innovan sonidos.

“Un día me puse a pensar: ¿de dónde van a sacar más tonos para seguir componiendo? Mucha música mexicana ya se escuchaba muy similar, pero cuando salieron estos muchachos, lo cambiaron todo”, dice en entrevista con Organización Editorial Mexicana ( OEM) Jimmy Humilde, a propósito de Desde abajo, su nuevo programa con Amazon Music, donde se resalta la ciudad de Los Ángeles que históricamente ha sido ignorada, la de la comunidad chicana, donde el spanglish es más que una forma de hablar.

Desde hace más de 50 años, los mexicanos se asentaron en los barrios angelinos. Aquella cultura fue bautizada como chicana. Y una de sus mayores expresiones culturales fue el Pachuco. Pero el tiempo pasó. Y lo que en su momento fue un choque o una resistencia cultural, poco a poco se convirtió en sincretismo. Los corridos coexistieron con el rap como entes aislados hasta que una generación de mexico-americanos fusionó ambas culturas en un mismo sonido. Snoop Dogg cantando un corrido o una banda hubiese parecido un mal chiste hace 25 años; hoy es una realidad.

“Cuando nosotros unimos la cultura mexicana con la americana, se dio ese sonido. La juventud actual ya no entendía lo que era una canción o un corrido de México, con letras que hablan sobre estar sentado en una piedra esperando a que pase el tiempo para llevarle serenata a una mujer. Los chavos de aquí ya no se identificaban, ya no se esperaban a que pasara una chava, ellos ya tenían la iniciativa de buscarlas, de irse con ellas por un cigarrito o por un pisto para escuchar rap”, asegura Jimmy.

En México, sin embargo, hay un dicho popular: “Nadie es profeta en su propia tierra”. Los corridos tumbados han recibido críticas de algunos de los máximos exponentes del género ranchero. Pepe Aguilar fue uno de ellos. En 2021 manifestó su disgusto por el género. Natanael Cano se molestó y ofendió al último miembro de la dinastía Aguilar en redes sociales.

El ranchero contraatacó: “Hay un joven que canta música de esa que dicen de corridos tumbados, que pensó que estaba hablando de él. ¡Qué tan poca autoestima debes de tener para que si alguien dice se debe de dejar de hacer música fea, pienses que están hablando de ti, qué autoestima tan bajita! Nada más se suben a un ladrillo y se marean, se sienten que ya están volando”. Pero también hay otras opiniones. Alejandro Fernández colaboró con Natanael Cano el que, quizá, sea el mayor éxito de los corridos tumbados: Amor tumbado.

Escuchar corridos tumbados en vivo —sobre todo los de Natanael Cano— es adentrarse en un entorno que pudiera parecer confuso a la primera escucha. La letra puede hablar de un amor juvenil y liberal o de una farra maratónica, mientras los instrumentos tejen una atmósfera agreste. El bajo es tocado con un slap tan poderoso que brinda la sensación de estar en medio de una balacera. El bajo sexto y la guitarra son interpretados con un virtuosismo digno de cualquier banda de rock progresivo, pero la base rítmica es un trap sencillo y, sobre todo, contagioso.

Jimmy Humilde es el ejemplo perfecto del mexicano que emergió desde abajo. Porta con orgullo la bandera de su cultura chicana. Los amigos de su infancia no sólo eran latinos. También eran negros y blancos. Un ambiente multicultural donde las fronteras de lo que se escuchaba —y lo que se pensaba— comenzaban a ser difusas. Jimmy se enamoró con la misma intensidad de Chalino Sánchez que de N.W.A. Y fue en la década de los 90 cuando se involucró en el mercado informal de las fiestas de la ciudad de Los Ángeles, donde promovía el rap y el reguetón.

La bala que lo detonó todo, sin embargo, fue disparada en Compton, donde organizaba eventos en una casa a la que bautizaron como “Humilde Rancho”. Muy cerca de ahí, un joven negro ya rapeaba sin saber que se convertiría en el que, ahora, muchos consideran el mejor rapero de todos los tiempos: Kendrick Lamar.

“Estamos más que felices de la vida porque podemos compartir nuestras historias de gente que viene desde abajo. Son muchas cosas las que queremos que se entiendan sobre nuestra cultura”, dice Humilde. O en palabras de la rapera chicana Snow That Product: “¿Lo quieren en español o en inglés? Denle duro que aquí ya nos toca ganar”.

Desde abajo cuenta historias inspiradoras de algunos de los nombres más influyentes de la música mexicana y la cultura chicana. Está disponible en Amazon Music Twitch Channel y en la aplicación Amazon Music, con nuevos episodios en vivo los miércoles a las 20:00 horas tiempo de Los Ángeles.

Enlace a la fuente

Noticias relacionadas

Encuentran restos humanos cerca de las vías del tren [Transmisión] – El Sol del Bajío

Bajio News

HRW advierte consecuencias en violación a derechos humanos si el Ejército sigue en las calles – El Sol del Bajío

Bajio News

Disparan contra “El amor” en colonia Los Pinos – El Sol del Bajío

Bajio News